Actualidad

¿QUE PAÍS EUROPEO TIENE LA CERVEZA MÁS BARATA?.

Madrid, 8 de Agosto de 2016. Las ciudades europeas por muy dispares que se precien tienen entre ellas un denominador común: la afición por la cerveza. El placer ofrecido por este jugo de cebada es homogéneo en cualquier rincón del viejo continente, sin embargo, el precio de la cerveza sí que muestra grandes variaciones por territorio.

Según el Índice del Precio de la Cerveza de 2016 elaborado por GoEuro, la ciudad europea con la cerveza más barata es Bratislava. El precio medio de esta bebida en la capital de Eslovaquia se encuentra en 1,47 euros, teniendo en cuenta el precio de la cerveza de 33cl tanto en un supermercado como en un bar. A pesar de lo económico que resulta consumir una birra en Bratislava, la ciudad no se encuentra ni en el Top 30 de las urbes que más cerveza consumen anualmente. Este premio recae en Praga, con 144 litros consumidos al año, seguida por las capitales polacas Varsovia y Polonia. Cabría suponer que la causa de que Bratislava no esté entre las ciudades que más consumen es el bajo nivel de vida de la misma. Sin embargo, el salario mínimo interprofesional (SMI) eslovaco es de 405€ al mes, por encima de la líder en consumo de cerveza que fija el SMI en 366 € al mes, según datos de 2016, con lo que derivaría esta teoría a la creencia de que Praga tiene mayor tradición cervecera.

Para llevar a cabo este Índice del Precio de la Cerveza se han combinado datos de 70 ciudades de todo el mundo, comparando los precios medios de las cervezas locales en bares y supermercados, además de tener en cuenta el consumo medio y el gasto medio anual.

Extrapolando los datos de este estudio a España, Sevilla, Madrid y Málaga son ciudades con la cerveza más barata. Además, si la comparamos con nuestros homólogos en Europa, podemos afirmar que las mencionadas son más baratas que cualquier ciudad de Reino Unido citada en el estudio.

Más cercanos, en este sentido, se encuentran España y Alemania puesto que el precio de las cervezas locales oscilan de forma parecida. Esta similitud resulta llamativa ya que, a pesar de tener un precio medio/bajo, Frankfurt y Berlín están en el top 10 de las ciudades europeas que más dinero se gastan anualmente en cerveza, con 1043,41 euros y 892,38 euros respectivamente. La pasión de los bávaros por las 'rubias' es tal que les ha valido para que todas las ciudades alemanas, Berlín, Munich y Frankfurt, aparezcan entre los diez primeros puestos europeos en consumo de cerveza anual.

En contraposición, las capitales de Europa que más cara tienen su cerveza son Lausana, Zúrich y Oslo. Una cerveza en Suiza equivale a cuatro en España, ya que el precio puede alcanzar los 8,47 euros en Lausana. El alto coste de esta bebida es proporcional al alto nivel de vida que posee tanto el territorio suizo como Noruega. De hecho, el salario medio en Suiza sobrepasa los 84.545 euros mientras que en Noruega se encuentra en los 61,680 euros, según datos macros de Expansión.